Todas las recetas de fajitas

Cómo hacer fajitas

Fajitas con guacamole

Fajitas con guacamole

Quien más o quien menos conoce algunos de los platos de la gastronomía mexicana, sobre todo ahora, que la gastronomía global está teniendo un tirón tan importante.

Entre sus muchos platos estrella destacan las fajitas, las cuales podemos preparar con infinidad de ingredientes, carne de ternera, pollo, pescado, vegetal, salsa de yogur con vegetales, al curry o como os vamos a enseñar a hacer en esta entrada, con guacamole.

Los ingredientes necesarios para elaborar este plato son:

  • Un paquete de tortillas de harina de maíz.
  • 2 aguacates grandes maduros.
  • 1 pechuga de pollo.
  • 2 pimientos (uno rojo y otro verde)
  • 1 cebolla grande.
  • 1 tomate grande un poco maduro.
  • 1 Limón.
  • Queso rallado (que funda bien)
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • Cilantro fresco.
  • Sal y pimienta negra recién molida.

Modo de elaboración

Lo primero que debemos hacer es preparar el guacamole para que sirva como guarnición a las fajitas. Aunque podemos comprarlo hecho, nunca sabrá tan bien como si lo hacemos en casa, así que esta parte no nos la queremos saltar y la incluimos también en la receta.

Cortaremos los aguacates por la mitad, les quitaremos su hueso y con una cuchara iremos sacando poco a poco su pulpa y la pondremos en un bol.

Cuando hayamos terminado echaremos el zumo del limón para que no se oxide.

En el mismo recipiente agregaremos el tomate y una cebolla cortado en trocitos muy pequeños, le echaremos un poco de sal y pimienta y lo machacamos todo con el brazo de la batidora o en un procesador de alimentos.

Por otro lado prepararemos la pechuga de pollo, limpiándola bien, cortándola en tiras y salpimentándola.

Picaremos la otra cebolla y los pimientos muy finos y después echaremos un poco de aceite de oliva en una sartén la pondremos a fuego medio y lo dejaremos pochar unos 6 minutos, removiendo de vez en cuando para que no se nos pegue.

Cuando estén pochados agregaremos la pechuga de pollo y seguimos cocinando durante unos 4 minutos hasta que esté hecha. Antes de que se acabe de hacer podemos echarle cilantro fresco recién picado.

Mientras tanto podemos calentar las tortillas en otra sartén o en el horno envueltas en papel de aluminio durante unos minutos.

Cuando se haya hecho el pollo y su guarnición lo sacaremos todo en una bandeja y la pondremos en la mesa junto a un bol con el queso rallado, el guacamole y las tortillas de maíz para que todos los comensales se sirvan lo que deseen.

Consejos

Para no encontrarnos con la piel de los tomates, aunque esté triturada, podemos pelarlos antes de pasarlos por la batidora o el procesador de alimentos, así nos resultará mucho más suave su textura.

Para que la presentación tenga unos bonitos colores, después de echarle el aguacate a la fajita, podemos ponerle dos rodajas de tomate maduro, el contraste de colores quedará estupendo.